En la fotografía: El paciente Roger Jesús Benítez Casanova, recibiendo terapia EMT.

  • La trombosis cerebral es una de las enfermedades neurológicas más frecuentes en el mundo. Según estadísticas de la Organización Mundial de la Salud, provoca una de cada cuatro muertes; y es la principal causa de discapacidad permanente en adultos.
  • Puede generar lesiones en el hemisferio izquierdo del cerebro, con una consiguiente alteración en el habla. La condición, conocida como afasia, suscita dificultades en la producción y/o comprensión del lenguaje.
  • La FCV − Fundación Cardiovascular de Colombia, lidera, con apoyo de Colciencias, un proyecto que tiene como objetivo identificar si la Estimulación Magnética Transcraneal (EMT) es efectiva para mejorar el habla en estas personas.
  • Según investigadores, ésta es la primera vez que el estudio se realiza en Colombia; y, aunque existen reportes de casos en otros países, el rigor metodológico con que se está llevando a cabo, y la cantidad de pacientes involucrados en el tema, buscan sentar una evidencia científica que demuestre su utilidad.

Bucaramanga, julio de 2017. La trombosis cerebral es el tipo más frecuente de ACV −accidente cerebrovascular−. Se produce cuando un trombo o coágulo de sangre se forma al interior de una arteria del cerebro, dejando la zona del tejido cerebral correspondiente sin irrigación sanguínea, y por tanto, sin oxígeno. La afección, traducida en síntomas de parálisis o trastornos mentales, es una de las principales causas de mortalidad y discapacidad en el mundo.

Según el doctor Federico Silva Sieger, neurólogo y epidemiólogo clínico del HIC, Hospital Internacional de Colombia, una de las consecuencias de la enfermedad es la afasia, trastorno causado por lesiones en las partes del cerebro que controlan el lenguaje; esto genera dificultades al leer, escribir, y expresar lo que se desea decir. “Pese a que hasta el momento l a terapia de habla y lenguaje es el tratamiento indicado, varios experimentos han constatado que si utilizamos la EMT de baja frecuencia en el lado contrario del hemisferio donde fue la trombosis, las personas que quedan con afasia tras la trombosis, pueden obtener mejores resultados en su proceso de recuperación”.

Los atributos del tratamiento
La Estimulación Magnética Transcraneal es una técnica no invasiva que comenzó a utilizarse hace más de veinte años; de acuerdo con el doctor Silva, la terapia está aprobada únicamente en pacientes con depresión refractaria −es decir, en casos de Trastorno Depresivo Mayor (TDM), que no han respondido adecuadamente a los antidepresivos utilizados en las dosis y tiempo adecuados−. Su mecanismo de acción consiste en estimular directamente regiones cerebrales, logrando que se activen ciertas áreas asociadas con la regulación del estado de ánimo (del portal www.estimulacionmagnetica.es). No obstante, hay resultados preliminares que sugieren que podría servir en pacientes con trastorno del lenguaje, posterior a una trombosis cerebral.

La FCV, con apoyo de Colciencias, se encuentra llevando a cabo un proyecto denominado “Estudio clínico para evaluar la eficacia de la Estimulación Magnética Transcraneal de baja frecuencia en pacientes con afasia pos ACV o pos trombosis cerebral”, con el objetivo de identificar si el método es seguro y eficaz para tratar el trastorno. “Queremos investigar si existe una alternativa adicional que les ayude a los pacientes a eliminar la discapacidad. Esto tiene un impacto enorme, pues significa lograr que una persona mejore sus habilidades para comunicarse luego de que las ha perdido”, manifiesta Silva Sieger, investigador principal.

El aparato genera unas ondas electromagnéticas para que la corteza cerebral cambie su funcionamiento, permitiendo que el lenguaje se restablezca y la persona pueda hablar más. “Es un procedimiento sencillo, en el cual el aparato no toca al paciente”, explica el doctor. La persona se sienta en una silla, y se le colocan sobre su cabeza −sin hacer contacto−, unos generadores de campos electromagnéticos por algunos minutos. Cabe resaltar que, “antes de esto, nosotros hacemos una valoración única completa y un electroencefalograma, para estar seguros de que la terapia no va a causar mayor molestia; algunos pacientes pueden presentar un dolor de cabeza transitorio, nada más que eso”.

A la fecha, la investigación ha reunido cerca de 60 personas con trombosis cerebral y afasia. Se someten a un tratamiento que dura diez sesiones −una por día− con el fin de evaluar su mejoría clínica: “Lo que hemos estado viendo es que la EMT se va a convertir en parte de la herramienta terapéutica para los pacientes en rehabilitación”. Hasta el momento, la afasia se trata con actividades de intervención del lenguaje, y con ejercicios dirigidos a los trastornos del habla, que buscan reactivar la capacidad oral; de hecho, las personas que se someten a estimulación, deben seguir sus planes de rehabilitación con normalidad. “Actualmente vamos en el 60% de la muestra. La
idea es que alcancemos los 100 pacientes en este año”, señala el médico.

Vale la pena subrayar que como se trata de un proyecto de investigación cubierto por Colciencias y la FCV, no tiene costo alguno. Tan pronto se obtengan los resultados y se mida qué tanto porcentaje mejora en las escalas de funcionalidad, la terapia representaría un avance en la calidad de vida de las personas con afasia y fijaría un precedente científico en torno a la implementación de la EMT para otros manejos clínicos, tanto a nivel nacional como internacional. Quienes estén interesados en hacer parte del estudio, pueden establecer contacto a través de la siguiente dirección de correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.

PILAR ANDREA SALCEDO AMOROCHO 316-3109705/ Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.
OFICINA DE PRENSA – FCV
WWW.FCV.ORG